El concepto de belleza ha sufrido diversos cambios a lo largo de la historia. ¿Qué es en realidad la belleza

Hola, soy Maia y hoy quiero escribir sobre la belleza. No de la belleza del arte o la belleza de la naturaleza, sino de la belleza física de las personas. Es un tema que me llegó a afectar muchísimo hace un tiempo y, de cierto modo, lo sigue haciendo de forma un tanto más indirecta. Así que, vamos allá. 

A lo largo del tiempo el “canon” de belleza ha ido cambiando de una forma impresionante, llegando a considerarse “bello” algo que unos siglos más tarde se consideraba “no bello”. Éste es el caso del cuerpo de la mujer. Veámoslo mejor en imágenes:

1. Escultura de Venus de época helenística (entre siglos III y I a.C.): 

2. La Nascita di Venere (El nacimiento de Venus) de Botticelli:

3. Venus y Cupido con un organista, Tiziano (siglo XVI)

CODA_ARTE_Tiziano_Venus_cupido_perro_organista.jpg

Es la representación de lo mismo: Venus, la diosa romana de la belleza. Como se puede observar, a través del tiempo hay una imagen bastante diferente de ella. En la época Helenística (siglos III-I a.C.) vemos a una mujer a la que se le producen arrugas en el vientre al agacharse, como se suele decir hoy en día, una mujer “normal”; así era el ideal de belleza en esa época. Viendo las otras dos imágenes se ve claramente el cambio, una figura un tanto más “estilizada”, por decirlo de alguna forma, en la Venus de Botticelli, y un poco más “real” (no doy con las palabras exactas, lo siento) en la de Tiziano. Todas representan el ideal de belleza, totalmente contrario al de hoy en día, donde predomina una imagen prácticamente sin curvas. Si el concepto de belleza cambia tanto, ¿podemos decir realmente que existe la belleza? A mí me puede parecer hermosa una persona y a otra persona totalmente lo contrario. El concepto de belleza es muy subjetivo y creo que la sociedad no debería estar basada tanto en ella como ocurre hoy en día. Tener un ideal de belleza tan “estricto”, donde se eliminan las curvas, lleva a que los jóvenes se “obsesionen” con llegar a ese ideal, dejando de comer, alimentándose mal…

He puesto el ejemplo de una mujer, más bien una diosa, Venus; pero podría haber puesto el ejemplo de un cuerpo masculino, que también ha sufrido cambios en cuanto a belleza. Este problema no sólo afecta a mujeres, sino también a hombres, que ven un ideal musculado, perfectamente definido (que, personalmente, a mí no me gusta en absoluto). Tanto ellos como ellas llegan a ver como único modo de gustar a los demás tener un cuerpo “10”.  Desde mi punto de vista hay que huir y eliminar esa obsesión.

Desde mi punto de vista, el concepto de belleza no sólo depende del exterior, sino también del interior. Cuando era pequeña veía a mi padre como el más guapo del mundo, pero en este momento me parece la persona más horrible, imposible de superar en fealdad, debido a todos los problemas que he tenido con él. Lo mismo me pasa con mucha gente, a la que antes veía fea y ahora al revés, ya que conociéndola por dentro se ve lo bella que es.

Creo que deberíamos dejar de lado esta idea, abandonar eso que llamamos “ideal” de belleza y ver de una vez que lo importante de las personas es su forma de ser y cómo nos hacen sentir.

Bueno, espero que haya quedado más o menos claro y que te haya gustado lo que yo opino de la belleza. Para acabar, una pregunta, ¿qué es para ti la belleza?